2×1: KWS presentó híbridos graníferos con aptitud silera


En una nueva jornada DAR (Demostrativos Agropecuarios Regionales) de la compañía KWS presento ejemplares en La Carlota y allí estuvimos desde Valor Agregado.

“Estos son los eventos más importantes que hacemos en el año, los DAR son parte de la agenda de KWS desde hace años”, dijo Gonzalo Bravo de KWS.

Entrevista a Gonzalo Bravo – Gte. Comercial KWS Argentina

 

¿Adaptan los híbridos a cada región?
-Nuestro foco es el cultivo de maíz, que en Argentina y en Uruguay, le toca vivir en cuatro grandes microambientes con restricciones que tiene el cultivo en cada una de ellas. Hay un macroambiente sanitario en el norte del país en donde la principal limitnate son las enfermedades, hay otro macroambiente potencial que es en esta zona donde se dan rendimientos importantes del cultivo, hay macroambiente de estabilidad en donde son necesarios planteos más defensivos por restricciones de suelo y sequía, y hay otro importante en donde hacemos foco en maíz para silos.

¿Los híbridos de KWS son para graníferos y sileros, pero también tienen materiales que se adaptan a las dos condiciones ¿
-Eso es muy interesante porque son híbridos graníferos que tienen aptitud silera, eso quiere decir que los productores lo pueden usar para granos pero si lo tienen que picar se aseguran un silo de buena calidad. Esa flexibilidad es importante porque el productor a la hora de sembrar no sabe qué cantidad de forraje será necesaria, no sabe cómo será su parición y cómo vendrá el clima o cómo vendrá el cultivo.

Audio con Gonzalo Bravo

Es muy importante para esta zona donde hay productores mixtos
-Es una zona que además tiene diversas aptitudes de suelo, de arenosos a suelos con alto potencial, también hay zonas más bajas con suelos salinos, pero en ambientes como este tenemos la posibilidad de que el maíz se exprese en su máximo potencial si manejamos bien lo agronómico, si manejamos agua correctamente, en esa situación podemos aspirar a muy buenos rendimientos.
Tradicionalmente se trataba al maíz para silo como un cultivo subordinado con baja tecnología, pero los productores se dieron cuenta que con los actuales costos, no hay nada mejor que un buen rendimiento, el rendimiento paga los costos.